Síguenos en Facebook

En una reveladora entrevista a la prestigiosa publicación online de negocios Business Insider, el CEO de Ford Mark Fields admitió que la empresa bajo su cargo compra todos los modelos de vehículos de la competencia y los desarma completamente para luego reconstruirlos, pudiendo en el proceso entender de qué manera funcionan sus componentes claves.

El mediano Fusion acaba de recibir un restyling y ahora cuenta con una versión Sport para conquistar compradores enfocados en manejo más deportivo Ford Motor Compan

Consultado acerca de si consideraba la posibilidad de comprar el nuevo crossover eléctrico de Tesla Model X para su "disección" Fields afirmó que "uno nunca debe cerrarse al aprendizaje" dando a entender que de la misma manera que se desarmó el Model S en su momento, el fabricante norteamericano no duda en repetir el procedimiento con el nuevo vehículo de la marca de Elon Musk, que acaba de ser lanzado al mercado y promete revolucionar el segmento de los utilitarios deportivos.

"Aprendemos cosas de las tecnologías, y aprendemos sobre costos" Fields aseguró a Business Insider. "En muchos casos podemos afirmar que nosotros hacemos las cosas de mejor manera, y en otros, nos preguntamos cómo podemos adoptar los procesos de otros".

Ford compite en numerosos mercados alrededor del mundo con una cartera de productos hoy día globalizada y unificada en los cinco continentes. El fabricante, que admitió comprar vehículos de competidores para desarmarlos y estudiarlos, busca mantenerse a la vanguardia del diseño y la ingeniería.

Fields reconoció "negociar buenos tratos" a la hora de comprar vehículos para su desarme.

 

Fuente: infobae.com

Compartir
La inusual estrategia de Ford para mantenerse competitivo