Síguenos en Facebook

La depresión es una de esas enfermedades que cada vez más gente sufre a nuestro alrededor. La presión diaria, la tragedia vivida, golpes demasiado duros emocionalmente… Son muchas las situaciones que pueden desencadenar una depresión en nuestras vidas y conviene estar preparadas. Emocionalmente deberás estar preparado para que tu mente reciba mensajes contra los que lucha.

La razón y el sentimiento chocan entre ellos y te sientes profundamente triste, no quieres hacer nada, sientes que no sirves para nada y que solo molestas a la gente a tu alrededor. Llegados a este punto, lo primero que hay que hacer es acudir a un psicólogo que probablemente te derive a un psiquiatra encargado de darte una medicación ajustada a tu nivel depresivo. Sí, la depresión es una enfermedad muy complicada por mucho que algunos traten de subestimarla. Hay una serie de indicativos que se cumplen en la gente con depresión porque estos enfermos nunca te dirán una serie de cosas que tú, como persona cercana, debes reforzar:

1- Soledad: Una persona depresiva sufre una profunda soledad. Nunca le escucharás decir que se siente muy acompañada y respaldada, por eso tu labor es hacerle sentir que “no está sola”, que tiene gente a su alrededor para ayudarla y apoyarla en sus decisiones.

2- Baja autoestima: Es una de las principales características de las personas enfermas de depresión. Nunca las escucharás sentirse orgullosas de sí mismas, en ninguna situación. Su autoestima es tan baja, que se sentirán un problema siempre y para todo el mundo. Tu labor es muy precisa en este sentido. Repetirle que él o ella no son los culpables.

3- Compañía: Las palabras son importantes, pero la compañía también. No siempre tienes que estar hablándole a una persona depresiva para llenarla de pensamientos positivos, eso está muy bien, pero la simple compañía también. Acompañar a estas personas para que vean y comprueben (no solo escuchen) que realmente no están solas. Una persona con depresión nunca te contará que se siente muy apoyada y acompañada, más bien todo lo contrario.

Si tienes algún caso cercano, asegúrate siempre de que estas personas estén bien tratadas y en manos de profesionales.

Fuente: Siempre Mujer

Compartir
Tres cosas que una persona con depresión nunca te contará y debes saber