Síguenos en Facebook

San Francisco de Macorís.- Una temporada para los Gigantes de muchas altas y bajas concluyó anoche con un partido que no era acto para cardiacos y personas hipertensas. Un gran partidazo que desafortunadamente no pudimos ser victoriosos y avanzar a la serie final.

Los Gigantes del Cibao perdieron ante los Tigres del Licey en el Julián Javier 9-8. Juan Francisco nos aguó la fiesta en la 9na entrada con un cañonazo por encima de la pared entre right y center ante los envíos de Zack Segovia; un acontecimiento que muchos calificaron como el “error de la temporada” por haber permitido a Segovia lanzarle a Francisco en esa ocasión.

El cuadrangular de Francisco puso cabizbajo a todos los fanáticos y jugadores de los Gigantes. Eso es parte del juego, uno debe ganar y el otro perder. Si Segovia hubiese retirado a Francisco, todos estuviéramos tal vez criticando otra jugada pero, así pasó el partido.

Los Gigantes terminaron la temporada regular con record de 22-28 en la cuarta posición clasificatoria y el record del Round Robin fue de 9-10.

Confió que desde hoy comienza una nueva etapa en el beisbol profesional de nuestro pueblo. Aunque el equipo se formó en solo 17 días, estoy convencido que vendrán muchos cambios que mejoraran la franquicia de los Gigantes.

Yo, particularmente me siento orgulloso de ese grupo de muchachos que conformaron los Gigantes del Cibao. Dieron todo por el equipo hasta el último momento.

Gracias por una temporada que a pesar de las altas y bajas logró alegrarnos a todos los francomacorisanos fanáticos de nuestra franquicia.

Gracias a la familia Rizek por darnos la oportunidad de vivir esos momentos.

 #SoyGigante

¿Cuáles cambios debe hacer la directiva del equipo para mejorar la franquicia?

Compartir
Una temporada de altas y bajas llega a su final para los Gigantes del Cibao